¡Tiene potencial!

Al momento de elegir comprarnos un departamento nos enfrentamos a miles de desafios que nos mantienen por un largo periodo en una extrema sensación de incertidumbre. ¿será que elijo un departamento nuevo, claramente más chico pero con todo listo y funcionando?  o ¿me arriesgo y me lanzo a buscar departamentos antiguos “remodelables”, en los que gano superficie y altura pero de seguro tambien dolores de cabeza?. Bueno, para todos aquellos que eligen la segunda alternativa acá van algunos datos para identificar si la mentada vivienda en altura tiene potencial de estrella o mejor escapar lo más lejos posible.

LOCATION, LOCATION, LOCATION: los gringos lo dicen así, tres veces, para recalcar la importancia de la ubicación. Datos a considerar: cercania del metro, supermercados, plazas y parques, restaurantes y comercio menor (llámese panadería, almacén, OK Market o Big John en su defecto). Los nuevos seres urbanos rehusamos el uso excesivo del auto y lo menos que queremos es quedarnos sin pan para el desayuno y tener que viajar por megacarreteras para encontrar un lugar abierto.

ORIENTACIÓN=LUZ=BIENESTAR: Acá no hay donde equivocarse. Nor-Oriente es lo mejor (dormitorios al oriente, otros recintos norte), le sigue Sur-Oriente (dormitorios idem otros recintos más oscuritos y frios), Nor-poniente es para los amantes del sol y los que no le temen al calor y Sur-poniente para los bipolares. En todo caso siempre conviene ver otros temas como las vistas, la cercania de arboles y otros edificios ya que esto puede hacer que todo sea maravilloso o que de frentón se nos vayan al diablo todas nuestras recomendaciones.

PERSPECTIVA: No necesitamos departamentos de 350 m2 para sentirnos libres y espaciosos. Sí necesitamos perspectiva. O sea que abrimos una puerta y tenemos todo el largo del departamento a nuestra vista, o nos paramos en una esquina y la distribución hace que todo parece más grande. Si sientes que te ahogas y ves que es imposible botar algún muro para generar esa apertura, ¡huye!.

FLEXIBILIDAD: Un dormitorio puede ser un escritorio, una cocina puede abrirse y transformarse en parte del living comedor, un baño chico con ducha puede entregarle espacio a otro baño y transformarse en un simpatico baño de visitas miniatura, una loggia enorme puede regalarle parte de sus metros cuadrados a la cocina o una pieza de servicio puede transformarse en un fantastico comedor de diario. ¿cómo saber si se puede hacer? El viejo truco de golpear los muros identificando si son tabiques o muros estructurales puede ayudar pero nuestra recomendación es que antes de ponerse a botar muros como locos se asesoren por expertos (arquitectos, of course).

DETALLES QUE NOS ENAMORAN: En el proceso de remodelar un departamento no podemos pensar que todo será nuevo y que borraremos de un plumazo la historia del lugar. Puede haber una ventana que nos fascina, unos artefactos de baño setenteros que con nuevas griferías quedarían totales o hasta un baldosín bello que hoy ya no fabrican y que podemos reciclar en lenguaje actual. Ahorramos en materiales y honramos la historia del lugar.

PURO INSTINTO: A veces nos olvidamos de nuestro lado animal y dejamos que sólo sea la cabeza la que nos comande. Activa tu instinto y déjate llevar por el placentero sentimiento de “éste ES el lugar para mi”. No nos equivocaremos.

Las imagenes corresponden al segundo departamento que compramos y estamos remodelando por lo que si todo sale bien, en un mes y medio más verán los resultados.

Anuncios

Reportero remodelable: Mini repisas muy baratas

Con calidad de Iphone, mostramos estas mini repisas que Javier creo en su escritorio. Son simples junquillos de pino finger joint comprados en Sodimac o Easy clavados con puntas directo al tabique. Resultado: Un muro perfecto para poner postales, pequeños recuerdos y mensajitos románticos, todo por menos de 3.000 piticlines.

Mariposas de cacho

¿qué? ¿cómo? Mariposas de cacho, tal cual. El arquitecto Gonzalo Fuentes en conjunto con Casuso Arte (una tienda en el Pueblito de Los Dominicos especializada en objetos hechos en base a cachos de vaca) crearon estos insectos decorativos que puedes comprar por unidad y hacer lo que se te antoje. Vienen listos como para pegarlos en una pared, casi como si hubiese llegado una invasión primaveral a tu casa. También puedes hacer móviles o incluso pegarlas en el refri! La gracia: como son naturales no existe una igual a la otra y además estamos reutilizando un material que normalmente termina en la basura de algún matadero.  Para conseguirlas: anda directamente al Pueblito de los Dominicos o llama al 9 872369.

Contra la Fast Food Decoration

Hubo un tiempo en el que todos nos dejábamos impresionar por la tecnología, lo importado, lo wash and wear, easy to use y todo lo que olía a U.S.A. o a éxito económico.  Nuestras casas en los 90’s habían perdido lo casero (valga la rebuznancia, dijo el burro), todos queríamos ketchup, Mc Donalds, Milk Shakes y Pop Corn, la versión Fast Food de la decoración.

De repente nos dimos cuenta que todo era horrible, plástico, falso, químico, transgénico, travestido y finalmente frío, lejano, ajeno e impuesto. Ahí fue cuando empezamos a valorar las mermeladas hechas en casa, las frutas y verduras de la huerta de la parcela de nuestra tía, el pescado del mercado y el pan recién hecho en la panadería de la esquina. Y así fue también que nos acordamos del cubrecama de nuestra abuela, calentito, pesado, hecho a crochet con lana multicolor que habíamos visto desde los 70’s y siempre nos había llamado la atención pero jamas imaginamos que estaría en nuestro contemporáneo departamento.

Entonces sin ser extremista como para decir “todo tiempo pasado fue mejor” los dejo invitados a recordar y buscar las cosas que lo acompañaban en su niñez y que hoy día valoramos porque simplemente siguen acá por su calidad y valor y no fueron devorados de una mordida por el “exitismo” noventero.

Otros ejemplos, acá.

La nueva vida de un aparatoso revistero

A veces los objetos que compramos terminan gobernando nuestros espacios y se roban la película sin que nosotros queramos. Era el caso de este aparatoso revistero que la Berni y Pancho tenían en su casa. Demasiada estructura y mucha “cuática” para sostener unas simples revistas. Por otro lado, Pancho estaba obsesionado con los textiles andinos y éstos andaban dando bote por toda la casa sin que pudieran lucirse como les correspondía. Entonces la Berni tuvo la genial idea de resucitar ese metálico armatoste y colgar  ahí estos preciosos “chamantos”. El detalle: un precioso “tupu” mapuche de plata clavado en uno de los tejidos.

El ataque de los Dinosaurios

¿estas corto de plata y te encantan las esculturas? ¿sientes que tu casa o departamento es aburrido y le falta un toque de humor? ¿tienes un juguete favorito que has atesorado por años en un cajón? ¿eres un verdadero nerd que se sabe todos los nombres de los dinosaurios? Bueno, la respuesta a todas estas preguntas tan disimiles es: EXHIBE TU DINOSAURIO DE PLÁSTICO COMO SI FUERA UNA OBRA DE ARTE. No es estrictamente necesario que sea un animal jurásico, pero en este caso nosotros quisimos destacar este “raptor” que contiene muchos significados y recuerdos y darle un lugar privilegiado en nuestro hogar.  La idea es hacer como si fuera la obra más valiosa del artista más destacado, si al final para ti vale tanto o más que un Palolo Valdés o un Juan Egenau. Además puedes jugar y hacerlo interactuar con cuadros o libros, como hicieron Victor y Gera en su casa con este esqueleto a punto de devorarse a una chica Hooper.

Saquen sus juguetes favoritos, decoren su casa con ellos y relájense, la casa es el lugar donde “TU” haces lo que “TU” quieras. Nosotros no te vamos a criticar.

La multiplicación de los espejos.

Una buena alternativa cuando no tienes muchas lucas y quieres hacerle un “enchulamiento” express a un baño chico es recolectar todos los espejos que encuentres en la casa de tus papás, de tus hermanos, de tu abuela, tia, primos, en la calle o donde sea y los cuelgues. Todo esto sobre un muro al que pintarás de color chillón. Fácil, divertido, económico y podrás tener muchas opciones para que al menos uno de los espejos te elija la más hermosa del reino.

Bellos por naturaleza


No es novedad que las formas de la naturaleza muchas veces superan lo que el hombre (o mujer) pueden hacer. Geometrías complejas y formas aparentemente azarosas pero naturalmente armónicas que han inspirado a generaciones de artistas, diseñadores y arquitectos. Entonces, a la hora de decorar tu casa, ¿por qué no ir directamente a la fuente? Simple, barato, ecológico, sustentable, reciclable, local y todo lo que nos encanta. Recogiendo una rama de árbol seco y transformándola en una salvaje escultura o recolectando las piñas de los pinos o un par de vainas de semillas y exhibiéndolas como objetos de arte, somos conscientes con nuestro medio ambiente, reducimos nuestra huella de carbono y paramos un rato de llenarnos de basura plástica “made in china”.

Hidratados con estilo

Si hay algo que debiéramos aprender de los gringos es la buena costumbre de tomar agua. Vas a un restaurant y antes que te sientes ya tienes un enorme y refrescante vaso de agua frente tuyo… y la verdad es que en verano y con los altos grados que marcan los termómetros se agradece. En general es simplemente “tap water” o sea, de la llave o de la “canisha” como dirían los argentinos. La gracia está en que van constantemente rellenando tu vaso para mantenerte hidratado todo la comida o en buen chileno “para baldear la cubierta”.

En tu casa puedes hacer lo mismo. Pero, ¿cómo haces para poner ese jarro de vidrio precioso, pero enorme y guatón, en el refrigerador lleno de comida para tus comensales?. ¿Existe alguna alternativa al práctico pero poco estiloso jarro Arc para refrigerador?.

Bueno, poco tiempo atrás se lanzó una nueva marca de agua mineral premium chilena, llamada Aonni, nombre inspirado en los Tehuelches o Patagones también llamados Aonikenk, ya que desde las tierras que habitaba esta extinta etnia se extrae. El tema es que la botella en donde viene es maravillosa. Fue diseñada inspirándose en las pinturas corporales de los Tehuelches y en los hielos glaciares de la Patagonia chilena y su forma asimétrica la hace un elemento súper atractivo para tu mesa. Vale la pena probarla y así abrirse a la nueva tendencia mundial de tomar aguas premium (¡¡de verdad se puede notar la diferencia!! compra distintos tipos y haz una cata a ciegas y verás). Cuando se acaba y gracias a que trae una tapa que mantiene sellado el contenido para evitar los malos olores y que permite reutilizarla cuantas veces quieras, puedes llenarla con agua y mantenerla siempre en tu refrigerador, lista para hidratarte con estilo.

Arriba: Agua Mineral Aonni, en el Mundo del Vino, La Vinoteca, Wain y Coquinaria, pronto en restaurantes. $3.490 aprox.

Nota: Ojo que además ganó la “Best New Still Water 2010” y “Best New Bottle in Glass 2010” en el 7th Global Bottled Water Congress , Water Innovation Awards, Gleneagles, Scotland y “Best New Water 2010” en Interbev 2010 trade show – Florida, EEUU, así que tendrás a una multipremiada en tu mesa por menos de $5.000.

No llores por mi, Valparaíso

En el precioso y cada vez más entretenido Cerro Alegre además de pasear puedes encontrar ideas para decorar tu casa. Jorge Choc es un artista que trabaja reparando, reciclando y volviendo a la vida lindas lámparas de lágrimas. Según cuenta, estas lámparas eran inicialmente importadas desde Europa pero con el largo viaje y todo el traqueteo llegaban hechas trizas. Entonces la Empresa chilena de Vidrios Lirquén empezó en el siglo pasado a hacer, primero, partes de estas lámparas y luego las hacían completamente acá. El caso es que ya no las fabrican desde hace mucho y obviamente son muy escasas y por lo mismo muy preciadas.
Las encuentras en Flor Deko en Almirante Montt con Dimalow y en el Bazar La Pasión (muy lindo), también en Almirante Montt frente a la Iglesia Saint Paul.

Miembro de:

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog.

Únete a otros 1.290 seguidores

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: